Estás leyendo
Té Kukicha: el maravilloso té verde de tres años

Té Kukicha: el maravilloso té verde de tres años

Té kukicha

Hoy día es posible disfrutar de una amplísima diversidad de tés verdes, cuyas cualidades organolépticas (esto es, sabor, aroma y color) tienden a variar muchísimo entre ellos, lo que te brinda la posibilidad de poder escoger siempre entre aquellas variedades que más te gusten.

Un ejemplo es el té kukicha, un maravilloso -y exquisito- té verde de origen japonés, en cuyo país de origen es también popularmente conocido con el nombre de té de tres años.

¿Sabes por qué esta denominación? Fundamentalmente porque tanto las ramas como los tallos de la planta de la que se obtiene (la Camellia Sinensis, la misma de la que salen todos los tipos de té), se cortan en el momento en el que cumplen 3 años, ni antes ni después. Luego éstos se clasifican en función de su calidad, y finalmente se tuestan con el fin de brindarle ese sabor ahumado tan característico.

Precisamente porque es un té verde que se elabora de los tallos y ramitas de la planta, antaño en Japón era también considerado como el «té de los pobres» (tal y como citan en Café Té Arte), ya que era muy habitual que fuera consumido sobre todo por campesinos y clases pobres, al prepararse de los restos del té que quedaban y no habían sido vendidos.

¿Qué beneficios nos ofrece consumir té kukicha regularmente?

Lo cierto es que el té kukicha es una auténtica maravilla para nuestra salud, siempre y cuando se consuma con regularidad y, en especial, no existan contraindicaciones que puedan impedir su consumo. Si lo tomas habitualmente o piensas hacerlo, a continuación te comentamos cuáles son sus principales propiedades. Toma nota.

Un gran remineralizante

El té kukicha es una bebida remineralizante totalmente natural, convirtiéndose así en una fuente excelente de minerales. Por ejemplo, aporta selenio (ayuda a mejorar la salud y elasticidad de la piel), zinc (aumenta la testosterona y es fundamental para la buena salud reproductiva masculina), manganeso (refuerza el cabello y las uñas), cobre (mejora las defensas de nuestro sistema inmune) y calcio (fundamental para tener unos huesos y dientes fuertes).

De hecho, se estima que el té verde kukicha aporta 13 veces más calcio que la leche, una bebida de origen animal que popularmente tiende a ser conocida por su riqueza en calcio.

Buen alcalinizante, aliado contra la acidez estomacal

Si sufres de acidez de estómago el té de tres años sobre cuyas cualidades te hablamos en esta ocasión es un aliado excelente. ¿Sabes por qué? Fundamentalmente porque ayuda a neutralizar el ácido gracias a que, por su composición, es capaz de alcalinizar el pH del sistema digestivo.

Ayuda a reducir el colesterol elevado

Como la mayoría de variedades de té verde, el té kukicha también ayuda de manera interesante a la hora de reducir los niveles elevados de colesterol en sangre, en particular el colesterol LDL (también conocido, como de buen seguro sabrás, con el nombre de colesterol malo).

Esto es debido gracias a su riqueza en antioxidantes naturales, concretamente flavonoides y catequinas, que ayudan a disminuir el colesterol en la sangre.

También puedes leer
Copos de avena

Puede consumirse en cualquier momento del día

A diferencia, sin embargo, de otras variedades o tipos de té verde, el té de tres años se caracteriza por ser una bebida natural con bajo contenido en teína, lo que significa que puede ser tomado tanto a la merienda como en la cena. A no ser, eso sí, que tiendas a ser sensible a la acción o al efecto de la teína. En caso de ser así, no se aconseja su consumo, y se recomienda sustituirlo por algún té desteinado.

Té verde Kukicha

¿Cómo podemos prepararlo de forma correcta?

Como ocurre con otras variedades de té, es necesario e imprescindible conocer las distintas particularidades que presenta el té verde kukicha, para poder elaborarlo correctamente, disfrutando así de todo su sabor y aroma, sin que pierda cualidades organolépticas.

Para prepararlo solo necesitas 1 cucharadita de postre de té kukicha (lo que equivale a 2,5 gramos de té aproximadamente), y proceder a calentar el agua hasta que alcance los 80 ºC. Una vez alcance esta temperatura, infusiona el té con la cantidad indicada durante 2 minutos.

Por otro lado, hay quienes prefieren darle un segundo infusionado, lo que hará que la bebida posea un sabor más fuerte. De ser así, debe dejarse infusionando durante 9 minutos.

Ver Comentarios (0)

Si lo deseas puedes hacer un comentario

Your email address will not be published.


© Gaia Media Magazines 2012-2020. Todos los derechos reservados. Los servicios, el contenido y los productos de nuestro sitio web son solo para fines informativos. Vegveggies no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento.